Comienza la producción del Microlino, el Isetta siglo XXI

Es eléctrico y puede circular hasta 230 km sin recargar. Es producido en Turín, Italia, y se espera que las ventas comiencen antes de fin de año.

64

La reinterpretación eléctrica del Isetta, que fue vendido en las décadas del cincuenta y sesenta en Europa (sobre todo de la mano de BMW) e incluso en Argentina (con el De Carlo), ya está lista.

Después de un largo camino, ya que el prototipo fue presentado en el Salón de Ginebra del 2016, el Microlino comenzó su producción en Italia, en la planta de Cecomp, que se unió al proyecto de Micro Mobility System.

Según detalla Auto Web, el Microlino tiene dos plazas y su principal atributo estético es su puerta frontal, la única con la que se accede al habitáculo de dos plazas. El baúl en la zona trasera es de 230 litros.

También repite del original los faros montados a la altura de los espejos (secundados por una tira led que ocupa todo el frente). Por dentro hay un único banco y una plancha minimalista con un tablero y unas pocas teclas.

 

Mide 2,51 metros de largo, 1,47 de ancho y 1,50 de alto, manteniendo las diferentes trochas de los ejes delantero y trasero como en el Isetta original.

El motor eléctrico de 17 CV le permite al Microlino circular por 230 km sin tener que recargar. Puede llegar a 90 km/h y pesa 535 kilos. El precio estimado en Europa será de 12.500 euros.

Fuente: mdz

Los comentarios están cerrados, pero trackbacks Y pingbacks están abiertos.