La nueva adaptación de “Matilda” que llega a la pantalla

Se trata de una versión musical, aunque la original seguirá disponible en la plataforma para disfrutar.

8

En muy pocos meses, Matilda vuelve a la pantalla, a más de 25 años de la primera película que se convirtió en un éxito para muchas generaciones. Sin embargo, el filme original, protagonizado por Mara Wilzon, está disponible en la plataforma de Netflix, pero ahora se viene un musical que recrea la historia de Roald Dahl.

“Matilda, de Roald Dahl: El musical”, se estrenará el 25 de diciembre y es una adaptación totalmente nueva que vuelve a contar la historia de una niña extraordinaria con una imaginación vívida que se atreve a cambiar su destino. ¿El resultado? Milagroso.

¿De qué se trata?

Matilda Wormwood (protagonizada Alisha Weir) es una niña pequeña con una gran curiosidad, una mente brillante, una imaginación vívida… ¡y con los peores padres del mundo! Para ellos (protagonizados por Stephen Graham y Andrea Riseborough), la vida es poco más que ver TV basura y ejecutar dudosas fórmulas para hacer dinero fácil, mientras que a Matilda le encanta escapar de su realidad con la ayuda de sus queridos libros.

Mientras que ellos son gritones, egoístas y malcriados, Matilda es una observadora silenciosa que siempre está pensando en su próximo acto sutil de rebeldía y venganza.

Después de conocer a la inspiradora maestra Miel (protagonizada por Lashana Lynch), la niña empieza a idear sus propias historias fantásticas.

Al principio, ella está muy feliz de ir a una nueva escuela, pero se lleva una sorpresa cuando descubre que este es un lugar lúgubre y opresivo que gobierna la malvada señorita Tronchatoro (protagonizada por Emma Thompson).

Además de la maestra Miel, Matilda encuentra alegría en medio de la maldad en sus nuevos amigos y en la Sra. Phelps (protagonizada por Sindhu Vee), una bibliotecaria que adora las historias. Es entonces que la niña, guiada por su fuerte sentido del deber, se atreve a levantar la voz contra las injusticias y enseñarle a Tronchatoro una lección que nunca olvidará.

Los comentarios están cerrados.